[Fragmento] Nunca fuimos tan felices

Todo cambió un día de julio. Estaba lloviendo como nunca había visto, teníamos prueba de Ciencias Naturales en los próximos minutos, parecía que el colegio completo estaba al borde de la cancha a pesar de las inclemencias del tiempo, la campana que indicaba el fin del recreo había sonado por última vez. Los del B desperdiciaron una oportunidad clarísima, una que les podía haber dado el triunfo en el último minuto, pero una rápida salida del Boto nos permitió salir a la contra, disparados por el hambre de gloria. El Vicho desbordó por la banda derecha mientras yo hacía lo mismo por la izquierda y el Johnny arrastraba marcas por el medio. Los gritos de compañeras y compañeros que alentaban a sus respectivos cursos contribuían a la épica, cuyo significado no podía estar mejor representado en ese momento: marcador cinco a cinco, último gol gana, último gol define al mejor cuarto básico, el tiempo apremia, la lluvia se hace de nosotros. 

El centro del Vicho fue pasado, demasiado, y el defensa que marcaba al Johnny, que esperaba un pase por abajo y al comienzo del área, pasó de largo y se sacó la chucha, resbalando dramáticamente, rompiendo sus pantalones, produciendo un ohhh en la hinchada que se prolongó demasiado. Controlé con dificultad y me saqué al lateral pasando la pelota entre sus piernas, lo que aumentó la algarabía fuera de la cancha. Recuerdo que veía y escuchaba poco -por esos años todavía no descubría una miopía galopante- y que levanté la cabeza buscando mis opciones las cuales eran clarísimas: remate cruzado al segundo palo, un verdadero cañonazo que debía colarse perfectamente entre el arquero, que cubría el primer palo, y otro de los centrales que corría hacia mí para cerrarme; centro atrás al Johnny que estaba solo pero mal perfilado para su diestra. Fue una fracción de segundos en la que tomé la extraña decisión de pegarle al primer palo o tal vez quise disparar al segundo pero la mala fortuna, el agua, el nerviosismo, hicieron que mi remate fuera al lugar equivocado.

Tuve suerte. Mientras el mundo parecía haberse detenido y silenciado, el remate golpeó en el vertical, yendo a parar con fuerza y fortuna a la cara de un Johnny que no alcanzó a reaccionar pero cuyo disparo involuntario en forma de rebote se dirigió tímidamente al arco, traspasando la línea de gol, desatando la euforia contenida, llenándonos de regocijo, abrazándonos los tres, el Vicho, el Johnny y yo debajo del arco, como si recién hubiésemos ganado la Champions, mientras el curso y los otros curiosos se abalanzaban sobre nosotros gritando: ¡y ya lo ve, y ya lo ve, somos mejores que los del B!

Los del B abandonaron en silencio la cancha al igual que el resto del colegio que corría a sus salas. Fuimos venerados como verdaderas estrellas y una vez apaciguado el alboroto inicial nos juntamos los tres a conversar la última jugada, a contarnos qué pasaba por nuestras cabezas, a cagarnos de la risa por el gol de cara del Johnny, a abrazarnos, a abrazar la gloria. Luego caminamos exhaustos hacia nuestra sala. Estábamos empapados, la lluvia no cesaba, el golpe del agua cayendo sobre la lata de los techos me hacía creer que el escenario era perfecto, que todo era perfecto. Llegamos atrasados a la prueba de Ciencias Naturales, la profesora nos retó y anotó en el libro de clases por no llegar a la hora y por estar completamente mojados. Creo que a ninguno de los tres nos fue bien en la prueba, estábamos demasiado excitados como para concentrarnos porque habíamos logrado una hazaña digna de ser recordada en la posteridad. Fue el día en que cambió todo y en el que nuestra amistad se cimentó definitivamente.

Años después recordaríamos ese recreo y a pesar de las diferencias que nos habían separado coincidiríamos en una sola cosa: nunca fuimos tan felices.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s